Estrellas circumpolares

Sr. Perro

Sabe donde estoy, porque me sigue buscando?
Mi amigo Yaka, te convertiste en un recuerdo amenazador, encantador, pero te lo advertí desde el primer día (cuando hablamos de los vómitos y las tortugas) no me gustan los finales felices.
Renegando de lo que nos toco, te alejas de tu alma. Mi amado can, yo se que cambiaste (te leí a escondidas) se también que los dos vemos la vida del mismo modo, pero vos sos un perro y tenes esa puta costumbre de nunca abandonar.
Jamás le explicaría nada a nadie, tenes un espejo llevando tu correa, y tu correa prendida mostrando tu canción. Pedís mas?

PD: No todas las estrellas están en el cielo.

Hudyat, El Dragón

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: